Nuevo Volkswagen Passat V6 vs. nuevo Toyota Camry V6
20/01/2012 Pruebas de manejo

Nuevo Volkswagen Passat V6 vs. nuevo Toyota Camry V6

El referente del segmento se mide contra el recién llegado sedán grande nipón.

 

Iniciamos este 2012 preguntándonos cuál de los nuevos sedanes grandes que ingresaron a nuestro país es el mejor. El primer contendiente es el renovado Toyota Camry, que aunque es prácticamente el mismo auto que el de la sexta generación (la actual es la séptima), tiene tantos cambios que se puede hablar de un “facelift” profundo.

Si bien todas las variantes y versiones de Passat que se venden en Argentina provienen de Europa, debido a que este comparativo fue realizado en México, donde se comercializan tanto el Camry como el Passat, nuestra unidad proviene de la nueva planta de Chattanooga, Tennessee, EE.UU.. Creado para atacar de manera agresiva al mercado norteamericano, difiere levemente de "nuestro" Passat, pero la pregunta sigue siendo la misma ¿Cuál de estos dos es mejor?

Comenzamos con el Toyota Camry 2012, que en esta ocasión, probamos la versión más equipada con el 3.5L V6.

Estéticamente, esta séptima generación del Camry tiene un toque más deportivo y moderno, algo que antes no se veía en este auto. La propuesta de diseño puede no ser del gusto de todos pero sí es mucho más novedosa que la del Nuevo Passat.

Por dentro es quizás donde más cambios encontramos respecto a la generación anterior ya que utiliza la misma plataforma, mide exactamente lo mismo de largo (4.805 m) y en distancia entre ejes (2.740 m), pero necesitaban ganar más espacio así que acomodaron de forma diferente los asientos, mandaron para adelante los rieles igual que los pedales e hicieron más delgados los respaldos de los mismos para darle más espacio a las plazas traseras, algo bastante astuto hay que reconocer.

El diseño del tablero también resulta algo muy sorprendente, entre los dos modelos comparados éste es el más atractivo y con más propuesta. Los plásticos del interior se sienten muy bien, con las zonas que están más expuestas a los ocupantes en un material más suave al tacto. Además, la construcción es muy buena, no tanto como en el alemán, pero sí se nota un buen trabajo en este aspecto.

En materia de equipamiento, encontramos amenidades que ya son obligadas en este segmento –sobre todo cuando se trata de la versión top- como la pantalla táctil que engloba el sistema de navegación (no presente en Argentina),  conectividad Bluetooth para el teléfono, computadora de viaje, acceso y encendido sin llave, controles en el volante de audio y de velocidad crucero, y control de clima de dos zonas.

Una gran virtud de estos autos, es el baúl que en el caso del Toyota Camry 2012, tiene una capacidad de 437L, suficientes para acomodar el equipaje de las cinco personas que pueden viajar en el habitáculo.

El motor, para este nuevo modelo 2012, se mantiene igual. Un V6 de 3.5L naturalmente aspirado con doble árbol de levas a la cabeza, 24 válvulas y sistema variable de apertura de las mismas, que entrega una nada despreciable potencia de 277 CV a 6,000 rpm y 335 Nm de torque a 4.700 rpm. Está acoplado a una transmisión automática de seis relaciones con modo manual que manda la tracción a las ruedas delanteras.

La palabra más sencilla para describir el manejo de este Camry, es comodidad. Tanto la suspensión, dirección (eléctricamente asistida) y la transmisión ofrecen una gran suavidad de manejo. Aunque el motor cuenta con una buena potencia y respuesta tras pisar el acelerador, el Camry se nota orientado a un manejo sin prisa, cómodo para viajes largos y ahorrar combustible.

Finalmente llegamos al controversial Volkswagen Nuevo Passat. Un auto que en el norte del continente ahora es significativamente más barato, algo que lo pone en la jugada contra autos como el Toyota Camry 2012.

Este Passat 2012 fue diseñado para satisfacer las necesidades del mercado norteamericano (México, Estados Unidos y Canadá), algo que podemos apreciar desde su sobrio diseño exterior y sus impresionantes dimensiones superiores a las del Europeo que vemos en Argentina con 4.868mm (+99mm) de largo, 2.803mm (+ 91mm) de distancia entre ejes y 1.835mm (+ 15mm) de ancho.

Volkswagen nunca ha destacado por ser innovador en diseño interior, pero el tablero de este nuevo Passat, con tantas superficies cubiertas de imitación madera ¡parece como uno de los años 90! Y si a esto le sumamos el reloj análogo al centro del tablero… podemos decir que el Camry tiene una propuesta más fresca y juvenil que éste.

Los materiales plásticos y ensamble sí se notan superiores a los del Camry y no por que los de éste último sean malos, sino por que Volkswagen ha sabido llevar muy bien sus productos para que cada cosa que se mueve no se sienta frágil o produzca sonidos desagradables. Este Passat está más cerca –en cuanto a calidad- de los productos alemanes de la marca que cualquier otro fabricado en América.

El espacio interior del Passat 2012 es impresionante. La parte trasera tiene tanta distancia entre los asientos que cualquier persona, por más alta que sea, podrá viajar con las piernas completamente estiradas y en total comodidad.

Las grandes dimensiones de éste, también se notan en el área de carga, mientras que el Camry se tiene que conformar con “sólo” 437L, el baúl del Passat norteamericano tiene una capacidad de ¡529L!

Al igual que el Camry, el Passat está muy bien equipado, sólo que en este caso sí se nota un desarrollo más nuevo, fresco y fácil de usar. La pantalla sensible al tacto desde la cual se controla el sistema de entretenimiento es más fácil de usar que los tantos botones y submenús del que encontramos en el Camry, además existen accesos directos a la navegación que no encontramos en el japonés. También está la ventaja de poder transmitir audio mediante Bluetooth.

Mientras en Argentina, por el momento, la mecánica más poderosa del Passat es el 2.0L TFSi de 211 CV, en México el tope de línea es el V6 l de 3.6L con inyección directa FSI y 24 válvulas que produce una potencia de 280 CV a 6.200rpm. Está acoplado a la transmisión DSG de seis relaciones de doble embrague y modo manual que manda la tracción al eje delantero.

Esta nueva tecnología sí se nota a la hora de manejar uno y otro, mientras el Camry es más cómodo en el tránsito citadino gracias al embrague sencillo y caja automática, la respuesta de la DSG de Volkswagen es mucho más agresiva y en algunos arranques se siente una ligera patada. Cuando se trata de velocidad y manejo en ruta, sale a relucir la puesta a punto de la transmisión de doble embrague que en modo Sport hace los cambios en la parte más alta del tacómetro y renbaja para tener toda la potencia al salir de las curvas.

La dirección también es más comunicativa en el Passat y la suspensión no sacrifica confort por menos movimiento de la carrocería al girar rápido, haciéndolo más ágil y divertido de manejar que el Camry.

 

Conclusión

Aunque la extensiva renovación del Toyota Camry 2012 definitivamente lo hace un producto más completo y de mejor calidad que su generación anterior, la tecnología impuesta en el tren motriz del Passat y la calidad de ensamble hacen de éste el ganador de nuestra comparativa.

Tendremos que repetir este comparativo en Argentina parra saber si un Passat más chico y con unos cuantos CV, pero seguramente mejor calibrado de suspensiones y con mayor calidad interior por provenir de Europa, revalida el resultado alcanzado en México.

 

Galería Volkswagen Passat V6 2012 vs Toyota Camry V6 2012

Volkswagen Nuevo Passat V6 2012 vs Toyota Camry XLE V6 2012

1 de 54

¿Qué opinás? Contanos