Novedades

Peugeot 2008, la nueva generación tiene destino argentino (casi) asegurado

Con muchas similitudes con el 208, esta SUV sería fabricada en la planta bonaerense de El Palomar.

Peugeot 2008, la nueva generación tiene destino argentino (casi) asegurado

En una manada no se deja a nadie atrás y la Peugeot 2008 era probablemente el modelo al que más le hacía falta un cambiazo, considerando que el 208 ya había sido reformulado para esta nueva era de la marca francesa. Las novedades más aparentes están en su estética, mucho más cercana a la de una 3008 (o a la de una SUV tradicional) y la inmediata adición de una variante eléctrica (e-2008). 

Dimensiones

Comenzando por sus dimensiones, la segunda generación de la 2008 se emplaza en la plataforma CMP de Peugeot (208, DS3 Crossback), con 4.300 mm de largo (+140 mm), 1.770 mm de ancho y una altura entre 1.530 y 1.550 mm, según si vas con el tanque lleno o no. La distancia entre ejes es de 2.650 mm y su peso, llamativamente, no pasa de los 1.235 kg en su variante más pesada, obviando al modelo eléctrico con 1.548 kg.

Su maletero considera 405 litros hasta el límite de los asientos, un incremento de casi 50 litros versus el modelo anterior, lo que habla de que, aunque su silueta se ha estilizado, el espacio sigue siendo muy bueno, una carta importante de la 2008.

Estética exterior

Lo podríamos resumir que es una perfecta cruza entre una 3008 y un 208. De la 3008 hereda el techo bicolor, sus proporciones y la configuración del portón. Adelante vemos los cortes, pliegues y elementos que ya vimos debutar en el 208, mientras que por las puertas también aparecen algunos pliegues que le aportan más musculatura y dimensión a la carrocería.

Detalles interesantes los notamos en los "colmillos" luminosos del frontal y la inscripción numérica del modelo, sobre la parrilla en la punta del capot, como el 508 y el 208, algo que comenzaremos a ver pronto en todos los modelos de la marca. Ojo, que muchas de estas cosas estarán disponibles solo en los modelos GT Line o GT, las variantes Active y Allure podrían ser más austeras.

2008 calzará llantas de 16", 17" o 18" y en su paleta de colores agregará tres tonalidades nuevas, dos que se repiten en el 208, Azul Vértigo (tricapa) y Rojo Elixir (mica), más un nuevo Naranja Fusión (metálico) exclusivo para esta SUV.

Interior y tecnología

Hacia adentro, todo nos recuerda al nuevo 208, porque técnicamente es el mismo interior, con diferencias menores en los pilares, consola central o asientos. Pero el torpedo, el volante, los paneles de las puertas, todo es lo mismo, tal cual como el 2008 actual tiene prácticamente todo del primer 208. Y esto es para nada malo, puesto que el diseño es espectacular, conjugando una apuesta futurista, pero sin perder ergonomía ni usabilidad.

El i-Cockpit presenta la nueva interfaz 3D de Peugeot, además de un sistema de Head-Up Display y la última edición del sistema multimedia de la marca, ya disponible en autos como el 508, incluyendo GPS de TomTom y soporte para MirrorLink, Apple CarPlay y Android Auto, así como pantallas en distintos tamaños, según la versión.

Los materiales y opciones de iluminación son de primer nivel, añadiendo una dimensión extra de calidad al conjunto, aunque claro, variando según el tipo de equipamiento en el auto. Puertos USB, sistema de audio Focal y cargador inalámbrico también son parte de este menú, junto a las opciones de climatización.

Del lado tecnológico, Peugeot tendrá disponible control crucero adaptativo, asistente de posicionamiento en carril, asistente completo de estacionamiento (Park Assist), frenado de emergencia con detección de peatones y ciclistas entre 5 y 140 km/h, asistente de mantenimiento en carril con corrección en el viraje desde los 65 km/h, monitor de atención, luces de ajuste automático, reconocimiento de señales del tránsito y límites de velocidad, radar de punto ciego con corrección electrónica y freno de estacionamiento eléctrico.

Motorización

El 2008 tiene tres alternativas cuando hablamos de mecánica. Por el lado de los nafteros, son cuatro versiones del motor 1.2 L Puretech, con potencias de 100 CV con 205 Nm, 130 CV con 230 Nm y 155 CV con 240 Nm, asociados a transmisiones manuales de seis cambios o automáticas de ocho.

En el caso de los diésel, son dos versiones del 1.5 L BlueHDi, uno de 100 CV con 250 Nm y caja manual de sexta o una versión de 130 CV y 250 Nm, con caja automática de octava. Finalmente, el eléctrico, con un motor de 100 kW (130 caballos) y un torque de entre 260 y 300 Nm, con una autonomía de 310 km en ciclo WLTP (430 km en ciclo NEDC) y una batería de 50 kWh que va en el suelo del auto.

Esta batería se puede cargar en 30 minutos para el 80% de su capacidad en cualquier estación de carga pública de 100 kW o entre 5 y 8 horas para una carga completa en un WallBox trifásico de 11 kW (o de 7.4 kW con fase simple) y 16 horas en un enchufe común y corriente. La batería está garantizada por ocho años o 160.000 kilómetros para el 70% de su capacidad.

Según versión habrá un selector de modos de manejo, así como el programa Grip Control que usa el control de tracción para emular el trabajo de un sistema mecánico de tracción en caso de que el camino se ponga difícil.

La nueva 2008 en algunos mercados compartirá concesionarios con el modelo actual, especialmente en Mercosur. Y ya que hablamos de este mercado, Peugeot pretende fabricar la nuevo 2008 (así como el nuevo 208) en la planta de El Palomar, Argentina, donde la promesa está en que la calidad sea idéntica a la europea, algo que es casi una certeza.

 

New SUV Peugeot 2008 - Press Film

Jorge Beher recomienda

¿Qué opinás? Contanos