Vendé tu auto
Autos clásicos

Ferrari Tour de France de 1958 se lleva la gloria en Villa d'Este

La Coppa d'Oro del prestigioso certamen de autos clásicos fue otorgada a un Lancia Dilambda de 1930.

Ferrari Tour de France de 1958 se lleva la gloria en Villa d'Este

Con 50 autos divididos en ocho categorías y sin la presencia de público, se realizó una vez más el afamado Concorso d'Eleganza Villa d'Este, quizás si el evento de autos clásicos más importante de Europa, y uno de los tres mejores en el mundo.

Tas la cancelación de 2020, producto de la pandemia, la riviera del Lago di Como, en el norte de Milán, volvió a ver un nuevo ganador del trofeo BMW Group (auspiciador del evento), que festeja al Best of Show o mejor de todos. Se trata de un extraño Ferrari 250 GT TDF (Tour de France) de 1956, una obra de arte diseñada por Pininfarina.

Ferrari ¿Tour de France?

Ferrari 250 GT TDF Pinin Farina de 1956.

TDF no es parte del nombre oficial de esta hermosa coupé, sino que se agregó más tarde, después de algunos éxitos del 250 GT Berlinetta Competizione en la antigua carrera de autos del Tour de Francia.

Esta coupé perteneciente al coleccionista estadounidense Brain Ross está equipada con un V12 de 2.953 cc y cuenta con un amplio pedigrí.

Historia de esta Ferrari 250 GT TDF

Esta coupé está signada con el chasis 0507 GT y fue segunda de 45 en ser producida en la naciente serie Tour de France. La unidad  fue entregada a Ottavio Randaccio de Milán el 23 de abril de 1956 y cinco días después estaba inscrita en... las Mille Miglia.

Después de disputar algunas carreras en Italia y Austria durante la temporada 1958, el auto pasó a Angelo Roma, también de Milán, quien contrató al piloto  francés de rally, Rene Trautmann, quien cavalgó este cavalino a la victoria en tresoportunidades durante 1959.

Tras un accidente en 1959, el auto aterrizó en el taller de carrocería Scaglietti y recibió una modernización estética, con una trompa más baja, una parrilla más pequeña, faros cubiertos, y un alerón trasero, para hacerlo realmente único. Su última carrera sería precisamente el Tour de Francia.

En 1962 esta Ferrari fue vendida y exportada a Suiza, pero en 1968 volvió a Italia y ese mismo año fue ingresada a la famosa colección de Ahlefeld de Dinamarca, siendo exhibida durante 32 años en el Egeskov Veteranmuseum.

En 2000, este deportivo fue comprado por los coleccionistas Sam y Emily Mann para llevarlo a Estados Unidos y comenzar una larga restauración en el Ferrari Classic Coach de Nueva Jersey, que la devolvió a su configuración original.

Lancia Dilambda Coppa d´Oro

Lancia Dilambda Serie I Drop Head Coupé de 1930.

La Coppa d'Oro, que es el premio que otorga el público de la localidad de Cernobbio y se considera casi tan importante como el Best of Show, fue para el al Lancia Dilambda Serie I Drop Head Coupé de 1930, carrozado por el británico Carlton Carriage, y recientemente restaurado por Filippo Sole.

Los otros ganadores fueron:

  • Lancia Astura Torpedo GS de 1934 (Estilo del siglo XX: del Torpedo Touring al Roadster Corsaiola)
  • Delage D8 de 1938- 120 S cabrio (Spazio, Ritmo y Grazia)
  • Mercedes-Benz 300 SL Alloy Coupé 1955 Gullwing (Showroom Showdown: The Battle Between Gran Bretaña y Alemania por la supremacía en el lujo)
  • Fiat 8V Coupé Vignale de 1953 (Granturismo italiano: buscando la receta para lo perfecto GT)
  • Ferrari 250 GT California SWB spyder Pininfarina de 1960 (Pasión por la perfección: 90 años de Pininfarina)
  • Lamborghini, Countach LP 400 S Prototipo Walter Wolf Special de 1978 (El nacimiento de los Supercars: autos extremos italianos)
  • Isdera Commendatore 112i Coupé de 1993 (The New Generation: Hypercar 1990s)

En la última edición del certamen había ganado un Alfa Romeo 8C 2900B Touring Berlinetta de 1937, y un año antes, otro bólido del Cavallino: una Ferrari 335 S de 1958.

Además de los modelos clásicos, en Villa d'Este se presentaron varios concepts modernos y autos de reciente lanzamiento, como los Pininfarina Battista, Bugatti Centodieci, Vision 2030 de Giugiaro, Hispano Suiza Carmen “Boulogne”, nuevo Lamborghini Countach, el viejo LP 500 de 1971 y el carísimo Rolls-Royce Boat Tail, cuyo valor es de 23 millones de euros.

Si hicieramos una versión con los clásicos de clásicos producidos en Argentina ¿Cuál sería tu ganador? Tu opinión es muy interesante, siempre que no agredas y expliqués tus razones.

Marcelo Palomino recomienda

Contanos que opinas