Test drive

Prueba Nissan Note CVT

Manejamos a la nueva propuesta de Nissan en el segmento de los compactos.

Prueba Nissan Note CVT

Los vehículos compactos representan la porción más importante dentro de nuestro mercado y es por ello que varias marcas tienen más de una oferta dentro del segmento. En el caso de Nissan, sumó una segunda propuesta, el Note, que se diferencia del March por ser más moderno, equipado y sobre todo espacioso.

Mecánica y seguridad

El Nissan Note se basa en la misma plataforma que el March, sin embargo su propuesta es muy diferente, ya que crece 315 mm a lo largo, 9 mm a lo alto y 150 mm entre sus ejes (ver en el Comparador de Autocosmos). Además, se suma el estilo de carrocería más próximo a un MPV, lo que habla de una mayor búsqueda de espacio interior.

Respecto de la mecánica, también ofrece un 1.6L 16V, pero en este caso mejorado con variador de árbol de levas que le permite entregar unos 3 CV extra, pero sobre todo distribuir mejor el torque y disminuir los consumos. Por último, el tope de gama del Nissan Note tiene caja automática del tipo CVT.

En cuanto a la seguridad, los Nissan Note ofrecen los obligatorios ABS y doble airbag frontal, sumando anclajes ISOFIX para sillas infantiles. Un dato curioso es que el asiento posterior no tiene apoyacabezas central, pero si cinturón de tres puntos para esa plaza.

Diseño

La carrocería del Nissan Note fue creada con el fin de entregar mucho espacio interior, algo que se ve reflejado en su parabrisas lanzado hacia el frente y en los laterales rectos. Si bien esta configuración suele dejar poco espacio para que los diseñadores jueguen, se nota el trabajo estético en la parrilla que invade los faros, en las dos aristas que suman dinamismo a los flancos y en la moldura del techo.

En el interior es donde nos encontramos con el mismo tablero del March, cuyo diseño es simple y funcional con cuadro de instrumentos y consola central grandes. Correcta para el March, la calidad de plásticos y de empalmes no es ideal para un producto como el Note que ataca a un listón de precios más alto en el segmento. Completan las inmensas manijas de puerta cromadas que nos gustaron en su hermano y acá están muy bien, y algunos decorados cromados o metalizados.

Interior y equipamiento

El aspecto más destacado del Note es el espacio interior, especialmente en las plazas traseras donde sobra lugar para piernas y cabezas. A lo ancho puede admitir a dos adultos y un niño, y tiene un apoyabrazos central plegable. El baúl es quién paga por todo ese espacio interior ofreciendo 273 litros de capacidad, poco si lo comparamos con los 426L del Honda Fit, pero correcto si vamos contra modelos más clásicos del segmento. Además, posee un divisor móvil que nos permite dejar algunos elementos escondidos.

Respecto del equipamiento, podés ver todos los detalles de la gama en el Comparador de Autocosmos, pero destacamos que la versión tope de gama, Exclusive, carece de climatizador y algunos trucos más, ofreciendo en contrapartida pantalla táctil de 5.8” que incluye navegador y cámara de retroceso (no tiene sensores), más encendido y apertura sin llaves, por nombrar elementos destacados.

Comportamiento dinámico

Lo primero que llama la atención del Nissan Note es que su posición de manejo es más baja de lo que su tipo de carrocería sugiere. El volante multifunción forrado en cuero es grande y solo se regula en altura. La visibilidad general es buena para este tipo de carrocería, solo llama la atención que los espejos exteriores dejen considerables puntos ciegos. Los asientos son angostos y cómodos, con buen socavado en el respaldo y regulación en altura para el conductor.

Sin salir del enfoque confortable, las suspensiones del Note se sienten más firmes que las del March. Con la dirección sucede lo mismo, se percibe más “conectada” que la de su hermanito. Solo el pedal de freno es extraño, con poco recorrido y tacto esponjoso. La sociedad entre el motor y la caja CVT logra gran fluidez y solo cuando somos abruptos con el acelerador manifiesta incomodidad mecánica.

Otra gran virtud de la sociedad entre el 1.6L y la transmisión variable continua es el bajo consumo, en ciudad medimos entre 9 y 10 km/L (dependiendo del tránsito) y en ruta rindió 13.4 km/L a 130 de velocímetro. Además, a esa velocidad el motor viaja apenas sobre las 2.500 rpm, algo que también ayuda a la buena insonorización de la cabina.

Conclusiones

El Nissan Note está enfocado hacia el uso familiar y responde muy bien con una de las cabinas más grandes para su segmento. Mecánicamente es muy competente, especialmente con la caja CVT que logra fluidez y bajos consumos. Solo se le puede criticar la capacidad del baúl y la baja calidad de plásticos para el renglón que ataca.

Respecto de la competencia es difícil catalogarlo ya que su estilo símil MPV lo coloca tanto en línea con modelos como el Fit, como con los hatchbacks tradicionales. En los links que acompañan esta nota te dejamos una comparación pre-armada por nosotros y el acceso directo al Nissan Note en el Catálogo de 0km. 

10 cosas que tenés que saber del Nissan Note

Hernando Calaza. Fotos: Ezequiel Las Heras recomienda

¿Qué opinás? Contanos