Vendé tu auto
Novedades

Ford y la Baja 1000 se vuelven a encontrar

El prototipo extremo Bronco R disputará la dura carrera de resistencia para probar su sistema todoterreno.

Ford y la Baja 1000 se vuelven a encontrar

Hace un año Ford ilusionó a todo el mundo al revelar durante la reconocida competencia Baja 1000 al prototipo camuflado Bronco R, que parecía adelantar algunas líneas que tendría el esperado Bronco de producción.

Ya con el modelo definitivo lanzado al mercado Ford regresa a la prueba estadounidense, que hizo famosa la durabilidad de Bronco, con el propio Bronco R más un segundo concept llamado Bronco Outer Banks 2021 como vehículo de apoyo. 

¿Por qué la Baja? Fácil: la histórica carrera sirve como base de pruebas extremas para la mecánica de Bronco y, según la marca, "subraya la transferencia de tecnología probada en carreras de Ford Performance, ya que tanto el SUV Bronco de dos y cuatro puertas de competición como los modelos de producción están impulsados ​​por un Ford de 2.7 L totalmente original".

“La Baja 1000 fue durante mucho tiempo un importante campo de pruebas para los vehículos Ford, desde la Bronco original hasta la F-150 Raptor y la nueva Bronco”, dijo Mark Rushbrook, director global de Ford Performance Motorsports, antes de agregar que "ser exitoso en la Baja significa que nuestros clientes pueden tener una confianza extra en que el tren motriz, el chasis y los nuevos modos todoterreno de Bronco están a la altura del desafío de una de las carreras más agotadoras del planeta".

El prototipo

El Bronco R comparte el chasis del Ford T6 de segunda generación con el nuevo Bronco y ambos están impulsados ​​por la misma familia de motores EcoBoost. Todos ofrecen tracción en las cuatro ruedas a través de las cajas de transferencia Ford y diferenciales delanteros Dana Spicer. 

El prototipo de competición fue diseñado y fabricado por Ford Performance y Geiser Brothers y presenta una versión exclusiva para las pistas del sistema Bronco High-Performance Off-Road Stability Suspension (HOSS), que cuenta con una suspensión delantera independiente rediseñada y arquitectura multilink de cinco brazos atrás pero reforzada para la carrera. Los amortiguadores son Fox (tienen mayor recorrido que el original) y e incluyen topes neumáticos montados en las cuatro esquinas.

La Baja 1000 de este año servirá también para testear la durabilidad del modo Baja ofrecido en el Bronco Terrain Management System, diseñado para optimizar la capacidad de respuesta del acelerador y programar cambios más agresivos para aprovechar el torque máximo.

¿Qué te parece el nuevo prototipo del Bronco? ¿Cómo creés que le irá en la Baja 1000? ¡Dejanos tu opinión en los comentarios!

Marcelo Palomino recomienda

Contanos que opinas