Test drive

Test nuevo Chevrolet Tracker 2020 ¿El rey SUV?

La segunda generación modelo llega con nueva plataforma, motor turbo y precios competitivos. Analizamos en esta prueba si está para dominar el segmento.

Test nueva Chevrolet Tracker 2020

La nueva generación del Chevrolet Tracker viene con muchos cambios, no solo de plataforma, que ahora es global y compartida con Onix, también de motor, y de lugar de producción, que pasa de México a Brasil.

En este test drive analizamos qué tal le sientan los cambios y nos preguntamos si está para reinar en el segmento de los SUV B.

Chevrolet Tracker: Diseño global

Respecto de su antecesora, la nueva Tracker cambia las proporciones ya que ahora es más larga y ancha, pero reduce la altura. Respecto del diseño, pasa un poco lo mismo que con el nuevo Onix, pierde personalidad al estar pensado para agradar a tantos mercados distintos alrededor del mundo. Solo te puedo decir que es más lindo en persona que en fotos, especialmente cuándo percibís el volumen de la parte frontal.

es más lindo en persona que en fotos

Los laterales están algo sobrecargados de aristas, aunque estas se encargan de darle fuerza y dinamismo resaltando guardabarros y afinando cintura. Quizás atrás es el lugar menos agraciado, con mucho metal y un portón que termina sobre el paragolpes y parece quedar expuesto a golpes. No ayudan las luces tan altas, aunque la iluminación LED les queda muy bien.

Chevrolet Tracker: Interior familiar

El cambio interior también sigue el camino de Onix, pero con personalidad propia. La gran duda sobre la calidad queda saldad ahora que lo tocamos: los plásticos del tablero se sienten poco sólidos, algo similar pasa en la consola central.

El revestimiento en cuerina azul mejora la percepción de calidad

La sensación de calidad tiene un aliciente (al menos en la versión Premier acá probada) en forma de revestimiento en cuerina que recubre parte del tablero y contrapuertas. Además del tacto, aporta textura y color (azul para los que no les gustaban los marrones de Onix y Cruze Premier) que se repite en las butacas.

El resto de los decorados son simples y se agradece que no hayan entrado en el ficticio (y normalmente mal logrado) mundo de los símil…

Tracker Multimedia 4G

Al centro del tablero se luce la nueva pantalla que montan los Chevrolet. A los que no les gusta el diseño flotante solo les puedo decir esto, el equipo queda al alcance de la mano y de la vista, al mismo tiempo que permite un tablero bajo que facilita la visibilidad.

El equipo multimedia tiene todos los nuevos trucos de la marca como la posibilidad de dar WiFi 4G. El sistema carece de navegador propio, pero podés usar los del teléfono con Android Auto y Apple CarPlay.

Tracker 2020: Asientos, baúl y auxilio

Los asientos delanteros resultaron muy cómodos, con buena sujeción lateral y a prueba de fatiga.

Atrás no sé si es la más espaciosa de su segmento (acá podés ver la comparación de medidas) pero vas a ir cómodo. Una persona de 1,75 metros puede ir sentada atrás del conductor de la misma altura con espacio de sobra para piernas y rodillas.

si uno quisiera podría resignar esos 36L y colocar un auxilio normal

Pasando al baúl, crece hasta los 393 litros medida que la coloca por encima de casi todos sus competidores. A primera vista parece más chico, pero es porque tiene un doble piso con un tapa sólida y removible que deja 36 litros fuera de la vista.

En la parte oculta del baúl hay un piso de goma ideal para colocar cosas sucias y debajo… un auxilio galletita. Lo bueno es que si uno quisiera podría resignar esos 36L y colocar un auxilio normal, o más parecido a las ruedas titulares.

Nueva Tracker: Posición de manejo y visibilidad

Si bien la columna de dirección tiene regulación en altura y profundidad, el asiento queda algo alto aún en la posición más baja. Esta es una estrategia que hacen algunas marcas para que te sientas que vas en una “camioneta”. Lo cierto es qué midiendo 1,75 metros de alto, mi cabeza quedó lejos del techo y el travesaño no me quedó dentro de mi campo de visión.

Hablando de visibilidad, la superficie acristalada angosta y la luneta trasera XS dificultan ver el entorno y la tercera ventanillita no sirve de mucho. Afortunadamente, hay sensores de estacionamiento adelante y atrás, cámara de retroceso y los retrovisores exteriores son de generosas dimensiones.

Lo que todavía no me termina de cerrar es el cuadro de instrumentos. Tiene una pantalla color en el centro que da montones de información, pero el velocímetro queda algo chico y dificulta la lectura fina.

Dudas sobre la nueva Tracker: tambores, 4x2 y caja manual

Tres de las preguntas que más hicieron ustedes los seguidores de Autocosmos en nuestras redes sociales tienen que ver con esos temas y se las hicimos a los representantes de la marca. Acá podés leer las respuestas que nos dieron, pero ahora hablemos de la frenada.

Según la marca, la Tracker II frena en menos distancia que la generación original, y también que sus competidores. Si bien no hicimos mediciones, el equipo se sintió potente y la frenada estable.

Chevrolet Tracker: Seguridad

Un aspecto a destacar en la nueva generación del SUV es que toda la gama cuenta con ESP, 6 airbags, ISOFIX, 5 apoyacabezas y 5 cinturones de tres puntos. Si bien Latin NCAP no está haciendo pruebas de impacto, al compartir plataforma con Onix y Onix Plus debería conseguir los mismos resultados de 5 estrellas).

Visitá el Catálogo de Autocosmos para ver gama, precios, fichas técnicas, equipamientos y más

En el caso de la versión Premier se suman un par de asistentes activos, el aviso de punto ciego y el de colisión inminente que te alerta de manera sonora y lumínica para mitigar o incluso evitar accidentes.

Tracker: Comportamiento dinámico Vol.I

Empecemos por la nueva plataforma. Se nota que es sólida y que la marca invirtió tiempo en el calibrado. Las suspensiones hacen un buen trabajo, sin ruidos, sin asperezas, solo las llantas de 17” y el perfil más bajo de las cubiertas en la versión Premier hacen que golpee contra pequeñas imperfecciones como juntas de dilatación.

El despeje no es peculiarmente alto, pero tampoco toca abajo en salidas de garajes, lomos de burro o los accidentes topográficos que tiene para ofrecerle la red vial nacional.

la nueva Tracker responde bien a las indicaciones del conductor

La dirección también está bien calibrada, con buen tacto y correcta firmeza ya a velocidades de ciudad. En resumen, la nueva Tracker responde bien a las indicaciones del conductor y solo sobre el límite se siente algo nerviosa; pero es confortable y estable.

Comportamiento dinámico Vol. II: Nuevo Motor para la Tracker

Al frente de la nueva Tracker aparece un 3 cilindros de 1.2 litros con turbo que genera 132 CV. Muchos se quejaron en los comentarios por la potencia, o pidiendo el 1.4L de Cruze. Obvio que también lo preferiría, pero la marca tendrá sus razones, ya sea que no entra debajo del capot, costos o simplemente diferenciar sus productos en cada segmento. Lo importante acá es el torque y te muestro por qué.

Lo importante acá es el torque y te muestro por qué

Gracias al turbo y el doble variador de válvulas tenés 190 Nm de torque, fuerza similar a la de un 2.0L aspirado, pero desde los 2.000 giros. Esto se traduce en una sexta larga que te permite viajar a 120 km/h reales (127 de velocímetro) con poco más de 2.000 rpm. Resultado, poco ruido mecánico en cabina y un consumo de 6,8 L/100 km.

Completando el consumo, en ciudad medí 9,8 L, valor de referencia ya que depende mucho del tránsito y del estilo de conducción. Curiosamente, los datos dieron casi idénticos al del nuevo Onix 1.0T AT6.

Consumos

Chevrolet Tracker 1.2T

Autonomía

120 km/h

6,8 L/100km

657 km

Urbano

9,8 L/100 km

449 km

Promedio

8,3 L/100 km

Tanque 44L

 

tenés 190 Nm de torque, fuerza similar a la de un 2.0L aspirado, pero desde los 2.000 giros.

Respecto de las prestaciones, no se siente explosivo aun hundiendo el acelerador a fondo, pero la velocidad está. Para ser específicos en el 80 -120 km/h, medición que representa un sobrepaso en ruta, necesitó 8,05 segundos en D y en 3º 7,35.

Cómo referencia, para el mismo 80 -120 en D un

  • Compass 2.4 AT9 necesitó 8,3 segundos
  • Renegade 1.8L AT6 11 segundos
  • T-Cross AT6 10,5s
  • HR-V 1.8L CVT 8,2s (aunque fijando la relación rebajó a 6,9segundos)

Recuperación 80 – 120 km/h

Chevrolet Tracker II AT6

En D

8,05 segundos

En 3º

67,35 segundos

Respecto de las vibraciones típicas de los motores de 3 cilindros, se vuelve a destacar el trabajo hecho por Chevrolet para reducirlas y evitar que lleguen a la cabina. Quizás las sientas esperando en algún semáforo en D, el resto del tiempo no te vas a dar cuenta… bueno, si y de manera positiva ya que el sonido de estos motorcitos en plena carga es muy agradable y recuerda a los Boxer.

Conclusiones

Como todo producto que se ajusta a un presupuesto y precio final competitivo, el nuevo Chevrolet Tracker tiene puntos para criticar, en mi caso especialmente plásticos del interior y auxilio. Sin embargo, siento que la marca está dando vuelta de página y enfocando sus esfuerzos en elementos que valoro mucho:

  • Comportamiento y refinamiento
  • Balance de prestaciones y consumos
  • Seguridad full desde la entrada de gama.

Además de eso ofrece elementos muy queridos por la gente como el techo solar panorámico y un equipo multimedia de última generación.

Se que ya es difícil conseguirla a los precios lanzamiento ultracompetitivos, pero inclusive comparada con algún hatchback del mismo segmento B sigue teniendo precios muy interesantes.

 ¿Crees que la nueva Chevrolet Tracker 2020 tiene todo para dominar el segmento o preferís otro producto? Deja tu opinión y contá por qué.

Chevrolet Tracker

Hernando Calaza recomienda

Contanos que opinas